En este artículo vamos a centrarnos en uno de los aspectos más visibles e importantes de todas las acciones que comportan el hecho de que vaya a llegar un nuevo miembro de la familia a casa, nos referimos como no a la elección de lo que será su habitación, esa pequeña parte de nuestro hogar que será en exclusiva suya y donde disfrutará de su autonomía, sus horas de sueño, de juego, donde se le leerán cuentos, entre otra infinidad de acciones y emociones.

Lo primero que hemos de tener presente a la hora de elegir una habitación para nuestro hijo es claramente el presupuesto ya que existe una amplia gama de productos actualmente en el mercado con un abanico de precios muy extenso y que por tanto nos obligará a ir con los deberes hechos y poner un importe perfecto así como un máximo para ir a buscar sobre seguro. Una vez tenemos claro esto podemos optar por dos opciones, y es que si bien hasta hace unos años no se contemplaba esta opción como una realmente viable, lo cierto es que actualmente con aplicaciones como Wallapop, webs como Segundamano o Milanuncios, el hecho de comprar productos como habitaciones de bebé de segunda mano es una realidad y es que comúnmente este tipo de mobiliarios han sido utilizados durante escasos 2 o 3 años con un cuidado bastante correcto y debido a su elevado coste de compra nuevo, muchas parejas lo plantean como una opción a tener muy presente, bajo nuestro punto de vista siempre es mejor estrenar mobiliario nuevo por temas de higiene entre otros, pero aquí la elección de cada uno es la que cuenta.

Respecto a las características en sí de la habitación que habría que tener presentes durante nuestro proceso de compra, tenemos por ejemplo:

El hecho de que la cuna sea convertible, muchas personas obvian este tema y van directamente en busca de una cuna realmente adorable con dibujos, grandes diseños, etc., y encima cuando comprueban que el precio está por debajo de otras cunas que en apariencia sólo se diferencia en el hecho de tener cajones y cambiador, se lanzan directamente a por ellas. Si bien es cierto que esas cunas tienen precios competitivos y diseños atractivos, también lo es que las habitaciones convertibles acaban siendo una inversión a futuro que puede resultar bastante interesante. Este tipo de cunas se suelen convertir en cama de 90cm, mueble de cajones y un escritorio, de modo que en un sólo mueble que compramos cuando aún ni si quiera a nacido, tenemos cubierta toda su infancia e incluso adolescencia.cuna_convertible

Otro punto a tener muy presente en el caso de las habitaciones convertibles es que cuente con una cama supletoria esto nos permitiría dormir a su lado cuando exista algún tipo de problema para dormir o acomodar a un amigo o conocido que se quede a dormir.

Por otro lado y ya para termiar el tema de las calidades, la seguridad y todo lo que se traduce en un plus de confianza hacia la marca es realmente interesante tener en cuenta por ello deberemos fijarnos en las certificaciones y adquirir siempre marcas de reconocido recorrido en el sector del mobiliario infantil.